Escritos Flamencos

-“Nuevo Flamenco”, Proyecto Cultural (presentado por Balbino Gutiérrez a Pilar Lledó, subdirectora del Ministerio de Cultura en 1987)

UNA EXIGENCIA JUSTA

El proyecto cultural de “Nuevo flamenco” parte de la idea siguiente: dar a conocer el arte flamenco joven, en su evolución actual, a los jóvenes españoles. Para ello exigimos respetuosamente a las instancias oficiales de Cultura y Juventud, que pongan los medios necesarios para tal aproximación, promocionando al máximo las oportunidades de expresión de los jóvenes artistas flamencos, y permitiendo de ese modo que la juventud española tenga la posibilidad de sensibilizarse a unas formas de expresión artísticas suyas, que les son casi desconocidas tanto por las incomprensiones y prejuicios de todo tipo, como por el acaparamiento exclusivo de su interés por parte de la música moderna de producción nacional o anglosajona.

UNA GENERACIÓN NUEVA DE ARTISTAS FLAMENCOS

Los artistas que aquí se presentan son representativos de una generación flamenca nueva, que tienen en común dos características principales: la juventud, pues sus edades están comprendidas entre los 16 y 25 años, y residir o proceder de un medio urbano. Pero estas características no significarían gran cosa por sí solas si no se les añadiera un dato fundamental; todos ellos, salvo en el caso de los artistas “payos”, son receptores directos de la más rica tradición flamenca, ya que pertenecen a familias gitanas de la Alta y Baja Andalucía, Extremadura y Salamanca, en las que han abundado y abundan artistas flamencos de talla excepcional.

RAÍCES Y EVOLUCIÓN

Los elementos generacionales apuntados en el párrafo anterior nos permiten desarrollar un esquema complejo en el que se desenvuelve la vida y la actividad de estos artistas, los cuales, por otro lado, no son los únicos que pueden entrar actualmente en el mismo, aunque por razones de calidad, límites y tiempo, hayamos debido ceñirnos a ellos. Paralelamente a herencia y condicionantes familiares (algunos de estos artistas han dado recitales en público a las edades de 5 o 6 años, como en el caso de los “Dieguitos” -Diego Losada y Dieguito- o de Paquete), todos ellos se han visto profundamente marcados por la revolución que ha supuesto la conjunción en el tiempo de esos, aunque aún jóvenes, y a grandes maestros del Flamenco: Camarón, Paco de Lucía, Enrique Morente, a los que sería de justicia añadir un largo etcétera de excelentes cantaores o tocaores, que configuran una panorámica óptima del arte flamenco en el momento presente.

También, inmersos como se encuentran nuestros artistas en un medio urbano abierto a todo tipo de corrientes y tendencias internacionales, no podían verse sustraídos, incluso a nivel inconsciente, a influencias varias de otros estilos musicales: rock, jazz, música brasileña, etc. Y ello ha contribuido a que impriman a los toques y palos tradicionales flamencos, en los que no dejan de basarse, unos elementos formales nuevos a niveles instrumentales, melódicos y rítmicos. Así, a las figuras de los intérpretes en solitario, por pareja, o en cuadro, convencionales del Flamenco, esta generación nueva de artistas jóvenes ha venido a aportar la novedad del grupo flamenco, en el que pueden conjuntarse instrumentos nuevos tales como flautas, violines, bajos eléctricos, laúdes, mandolinas, teclados, cajas, tumbas, etc., con voces y guitarras tradicionales, para componer “temas” en donde emergen y confluyen formas de siempre y técnicas de vanguardia.

No es casual que en los últimos meses, muchos de los intérpretes de nuestro interés comiencen a salir de los ámbitos acostumbrados del Flamenco: festivales, teatros, tablaos, peñas, etc., y se vean solicitados para actuaciones en ambientes que parecían estar reservados exclusivamente para gusto de “modernos”. Cafés y pubs de moda del barrio de Malasaña de Madrid han dado cabida en su programaciones a grupos y artistas individuales del Nuevo flamenco. Discos como el de Ketama, arreglos, colaboraciones, maquetas y proyectos inminentes de nuevas grabaciones y recitales, hacen esperar larga y apasionante vida al Nuevo Flamenco. Sin embargo, la pasividad y el desconocimiento de muchos, o el rigor, la ortodoxia, la intransigencia por querer conservar las “esencias puras del cante” por parte de otros personajes, hacen que la supervivencia y evolución del mejor Flamenco posible corran serio peligro.

CONCLUSIÓN

Este proyecto cultural, avalado por la biografía breve, pero intensa de algunos de sus protagonistas*, se propone llamar la atención urgente de los organismos competentes de nuestro país, para que se conceda toda la ayuda que merece un arte vivo, exaltante, universal, que nos atreveríamos a calificar de marginado en su propia tierra de origen, y al que no se dejan de infligir toda clase de agravios comparativos frente a otras músicas foráneas mucho más minoritarias, y que gozan de un apoyo oficial desmesurado, del cual no está ausente cierta dosis de esnobismo complaciente.

*

Los artistas incluidos en este proyecto son: Dieguito (El Cigala), Paquete, el grupo Ketama, Gerardo Núñez, Carmen Cortés, Diego Losada, José Luís Losada, Víctor Merlo, Fernando Bravo, Antonio Carbonell, Zahíra.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Escritos Flamencos

  1. flamencoviejo dijo:

    Muy interesante, gracias por compartirlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s